驴D贸nde est谩 el Palmeral de Elche?

El Palmeral de Elche se encuentra en Elche, en Alicante, al este de España; es parte de la Comunidad Valenciana y es el palmeral más grande e importante de Europa, el cual fue declarado Patrimonio de La Humanidad por la UNESCO en el año 2000.

La ciudad de Elche inició su singular palmeral a finales del siglo X a. C. Aunque para algunos historiadores este famoso y espectacular palmeral pudo haber existido en época de los fenicios y del Imperio Romano, sí se sabe que fue bajo el poderío musulmán que fue organizado y cuando se introdujeron nuevos sistemas de riego, los cuales permitieron la creación de un oasis en Elche.

A pesar de que este palmeral fue levantado y dado a conocer como un símbolo musulmán, fue respetado cuando la ciudad pasó otra vez a las manos del cristianismo debido a su valor económico. Las innovadoras técnicas agrícolas implementadas por los árabes parecieron ser un gran atractivo para los gobernantes cristianos, y muchas de esas técnicas se han mantenido hasta la actualidad por su eficiencia y sencillez.

Este palmeral, un gran pulmón verde en la ciudad de Elche, parece ser el icono de esta comunidad valenciana, al punto en que gracias a su extensión e importancia ha ganado, desde el año 2000, el título de Patrimonio de la Humanidad. ¿Conoces el Palmeral de Elche? En este post te contamos dónde está el Palmeral de Elche y cómo disfrutar de este hermoso oasis en medio de una ciudad.

El Palmeral de Elche

El Palmeral de Elche es un lugar maravilloso para disfrutar durante cualquier época del año; en los días soleados, es todo un espectáculo digno de observar y disfrutar. Este sitio cuenta con amplias y bien acondicionadas áreas para caminar, correr y jugar, entre sus abundantes palmeras. Tiene un pequeño lago y ríos artificiales que pueden ser atravesados ​​por sus puentes de madera.

Está situado en el centro de la ciudad, entre la carretera de Elche, en el Barrio de San Gabriel, y frente al mar Mediterráneo, como si fuera poco. Destaca, y se diferencia de otros palmerales populares en el continente, por su situación privilegiada frente al mar. Las palmeras se plantaron en filas en los márgenes del campo para proteger los huertos del sol y del viento.

Este palmeral es el más grande de Europa. Fue en el período árabe cuando alcanzó su mayor esplendor, ya que los musulmanes extendieron las palmeras en forma de huertos y mejoraron enormemente su cultivo. El sitio consta de 67 diferentes palmerales, las cuales datan del siglo X. Contiene más de 11.000 palmeras, en su mayoría palmeras de dátiles (Phoenix dactylifera), con ejemplares individuales de hasta 300 años.

Fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 2000 debido a su papel como testimonio de la significativa transmisión de la cultura de Oriente a Occidente, y por la supervivencia de un excepcional sistema de riego heredado de la cultura de Al-Andalus.

Importancia del Palmeral de Elche

La idea de tener un palmeral en Elche surge como un plan para mejorar las condiciones climáticas de ésta; en Elche, el clima puede llegar a ser muy seco, así que contar con un cultivo que sirviera como pared vegetal ayudaría mucho y fomentaría la humedad y la sombra. Además, la idea del palmeral ayudó a que creciera la actividad agrícola en la ciudad.

La ubicación del palmeral no sólo ayudó en cuanto al clima y la actividad agrícola, sino que fue muy bien pensada y ayudó a que la ciudad creciera y tuviera un ritmo de vida más activo, el cual giraría en torno a este imponente palmeral. En la ciudad, todo esta cerca del palmeral pues así su sistema de riego serviría para empujar las demás actividades comerciales y la gente estaría cómoda estando rodeada de tanto verde, sin la presión de un clima árido, que haría más difícil el desarrollo normal de las actividades.

Forma y estructura del palmeral

El palmeral de Elche no es un solo palmeral; más bien, se trata de diversos huertos que llevan a cultivos. Las palmeras están bien alineadas y flanquean los huertos. Eso sí, estas palmeras nunca fueron pensadas sólo con fines de agricultura, sino que cuentan con una estética muy peculiar y de gran belleza paisajística.

Aunque hoy día algunos huertos siguen cumpliendo funciones meramente agrícolas, otros fueron convertidos en preciosos jardines que adornan la ciudad y que sirven de atractivo y recreación para turistas y locales.

Este palmeral tiene unas 500 hectáreas y cuenta con unas 200 mil palmeras (datileras), aunque es sabido que en la época de conquista árabe este palmeral tenía una mayor extensión.

Palmeral urbano

Como decíamos, el palmeral es muy extenso y cuenta con muchos 100 huertos; pero una de las áreas más turísticas y populares es el llamado ‘palmeral urbano’. El palmeral urbano está compuesto por unos 100 huertos, divididos en 2.8 kilómetros, los cuales se centran en el Huerto de San Plácido. Recorrer este huerto es todo una aventura y una experiencia muy placenteras y se recomienda también dar un paseo por la ruta que pasa junto al cauce del río de la ciudad.

El huerto es también popular porque en él se encuentra el Museo del Palmeral, que no es más que una inmensa casa que data del siglo XIX y que representa uno de los emblemas turísticos del palmeral. Además, en el huerto está ubicado un interesante taller de artesanos, los cuales trabajan con palma blanca, la palma utilizada para la celebración católica del Domingo de Ramos.

Recorrer el palmeral urbano es in imperdible, pero este no es el único recorrido que te invitamos a hacer, sino que existen otros huertos muy bonitos y que pueden seer tu agrado, como el Huerto del Chocolatero, el Huerto de Abajo y el Parque Municipal, el cual está localizado cerca del centro histórico de Elche.

 

Otros parques palmerales de la ciudad

Huerto del Cura, declarado Jardín Histórico Nacional; contiene palmeras de todo el mundo, arregladas de manera peculiar siguiendo influencias árabes, mediterráneas y locales. En ella destaca un impresionante espécimen de palmera de 150 años de antigüedad: la palmera datilera.

En el Huerto del Cura podrás observar a la famosa Palmera Imperial, la especie de palmera más importante del palmeral, pues tiene una forma y tamaño singulares y es conocida como la palmera datilera; destaca por sus siete brazos, arraigados a un mismo tronco. Los dátiles de estas palmeras parece que se han convertido en un ingrediente protagonista de la gastronomía de la ciudad.

Este huerto es un jardín botánico con varios cactus, pavos reales y otras aves. En él también es posible admirar grandes ejemplos de arquitectura tradicional,  con algunos edificios singulares y fuentes de inspiración neo-árabe, y se puede visitar a pie o en bicicleta. La palmera es una planta grande que puede alcanzar los 30 metros de altura y la más antigua tiene más de 300 años de antigüedad.

Ruta en bici o a pie

Para visitar todos los rincones más emblemáticos de la ciudad de Elche se recomienda realizar la Ruta del Palmeral, donde se recorren 2,5 kilómetros en bicicleta y en el recorrido es posible ver los principales huertos de este espectacular paisaje cultural.

En total, hay 20 arboledas con un total de 200.000 árboles y 70.000 palmeras. Algunos son relativamente nuevos y no forman parte de la inscripción. El mejor mirador está en frente del puente, junto a la fortaleza árabe de Palacio de Altamira y la Basílica de Santa María.

Si deseas hacer esta ruta en bici, que es lo que se estila, en la ciudad podrás alquilar una bicicleta sin mayor inconveniente; pero si eres de los que prefiere caminar o no tienes muchos dotes deportivos como para montar bici, entonces ir poco a poco, a pie, también es una excelente opción. Además, podrás aprovechar esta ruta para beber y comer en Elche, pues hay una serie de cafés para parar y relajarte, y degustar algún postre.

Consejos y datos importantes

  • Si deseas visitar el Parque Municipal, debes saber que su horario varía según la temporada; por ejemplo, desde abril hasta octubre, funciona desde las 7 a.m. hasta las 11 de la noche, pero si es agosto, el horario se extiende hasta las 11:45 p.m. La entrada es gratuita y el parque consta de unas 6 hectáreas divididas en cuatro huertos diferentes.
  • El Museo del Palmeral tiene un costo de sólo 1€ y su horario no es tan flexible como el del Parque Municipal; abre desde las 10 a.m. hasta las 2 p.m. y luego desde las 3 p.m. hasta las 6 p.m. Pero si vas en días festivos o un día domingo, sólo está abierto desde las 10 a.m. hasta las 2 p.m.
  • Jardín del Cura, uno de los jardines más hermosos y populares, el cual destaca por albergar otras especies de plantas. La entrada general para este jardín es de 5 €, aunque este precio podría variar según la temporada, así como su horario.

  • Parque Filet de Fora, un parque que es una especie de complejo de huertos; es el segundo más importante de Elche, aunque no está tan cerca del casco histórico. Es un lugar ideal para ir con niños, pues cuenta con parque infantil, pistas para deportes, muchas plantaciones frutales y áreas acondicionadas para caminar, hacer un picnic o hasta para relajarse y leer un libro.
  • Por lo general, la ruta o paseo por Elche inicia en la estación de autobuses, donde también puedes alquilar una bici. Desde allí, es común empezar el paseo por el Parque Municipal y seguir la ruta en dirección del río, aunque si lo haces a pie o en tu propio coche podrías escoger por dónde iniciar tu recorrido.

  • Luego, dejando el parque, podrás llegar al Palacio de Altamira y de allí seguir a la Basílica de Santa María, dos edificios resaltantes en Elche. En la basílica se halla el mirador de la ciudad, desde donde las vistas son espectaculares. Para disfrutar del mirador tendrás que ascender por 170 escalones, así que prepara tu mente y tu cuerpo para este trayecto; pero no te preocupes, podrías hacerlo poco a poco y mediante que avanzas disfrutar de algunas de las expos que suelen levantarse en las estaciones que llevan al mirador.
  • Considera también recorrer las rutas por debajo de los puentes del río Vinapoló; un recorrido de kilómetro y medio muy tranquilo y seguro que te hará disfrutar de la ciudad de manera más peculiar.
  • Recorrer Elche significa culminar un recorrido que te lleva al mismo punto de partida, pues la ruta típica es una ruta circular, fácil de realizar y que te hace pasear por todos los lugares, parques y huertos más interesantes de Elche. Si no sabes cómo hacer la ruta para culminarla perfectamente, entonces pedir ayuda e información en el centro de la ciudad es una buena opción, así aprovechas las horas y no te quedas sin visitar ni un solo lugar de interés.

  • Por último, queremos invitarte a que disfrutes de la riqueza gastronómica de Elche, pues en sus platillos y postres se incluye el fruto exquisito de la palma imperial, el dátil, un fruto muy nutritivo, que contiene proteínas y fibra y que suele ser muy consumido en los países del noroeste africano. La comida de Elche está marcada por la historia que encierra a la ciudad, así que probarás sabores explosivos, con muchas especias, que corresponden a la influencia árabe que reina en la ciudad, y muy bien combinados con la herencia española de la región valenciana. Las tortas de higo y el pan son una especialidad de Elche, así como el arroz con costra y platillos con frutos del mar, pues esta ciudad está frente al mediterráneo, lo que hace que su comida contenga muchos sabores de esta región; el conejo y los caracoles son una delicia local.

Por lo demás, toma una buena cerveza, conversa con la gente y disfruta de un atardecer en medio de los huertos, para que te lleves uno de los recuerdos más hermosos e inolvidables de esta cultural y verde ciudad. El Palmeral de Elche es un destino tranquilo e interesante para quienes disfrutan de la historia y valoran el aporte cultural de los pueblos orientales a la cultura occidental, así que no dejes de perderte en los caminos y senderos flanqueados por algunas de las palmeras más exuberantes del continente europeo.

驴Qu茅 te ha parecido? Comenta!

comments